Skip Navigation Links
L/L Research
Home
Library
Are you a wanderer?
About Us
Carla’s Niche
Podcast
Online Course
Search
E-mail L/L
Copyright Policy
Recent Updates

Now on Bring4th.org

Bring4th.org

Forums

Online Store

Seeker Connector

Gaia Meditation

Subscriptions

Links

Donate/Volunteer

Join Us

Facebook

Twitter

Tumblr

Instagram


Biblioteca

Transcripciones de L/L Research

ACERCA DEL CONTENIDO DE ESTA TRANSCRIPCIÓN: Esta canalización telepática ha sido tomada de transcripciones de las reuniones semanales de estudio y meditación de los Laboratorios de Investigación y Desarrollo Rock Creek y L/L Research. Se ofrece en la esperanza de que le pueda ser útil a usted. Como la Confederación siempre hace una acotación al decir, por favor use su discriminación y juicio al evaluar este material. Si algo te suena cierto, bien. Si algo no resuena, déjelo atrás, porque ni nosotros ni tampoco aquellos de la Confederación desearíamos ser un tropiezo para nadie. (Traducción al español realizada por Angelo Zucco.)

Meditación Sabatina

Abril 25, 2009

Pregunta grupal: (Hecha por Jim.) La pregunta esta noche, Q’uo, es con relación a la humildad. Nos gustaría saber si la humildad es una manifestación automática de la evolución hacia estados de conciencia más elevados, o si es una cualidad que debe ser cultivada conscientemente a medida que uno progresa a lo largo de un sendero espiritual. También, ¿es la humildad un prerrequisito necesario a fin de ingresar a estados más elevados de conciencia?

(Carla canalizando)

Somos aquellos conocidos para ustedes como el principio de Q’uo. Saludos en el amor y en la luz del único Creador infinito, en cuyo servicio venimos a ustedes esta noche. Es un gran privilegio ser llamados a vuestro círculo de búsqueda y estamos encantados de compartir nuestros humildes pensamientos en relación con el interesante tema de la humildad con ustedes.

Como siempre, sin embargo, precederíamos nuestras observaciones solicitando que cada uno de ustedes que escuche o lea estas palabras, use su discernimiento y discriminación natural, tomando aquellas ideas que les interesen y trabajando con ellas como deseen y dejando el resto atrás. Les agradecemos por observar esto, porque nos permitirá compartir nuestros pensamientos sin estar preocupados de que quebrantaremos vuestro libre albedrío.

Haríamos notar a aquel conocido como R que aún cuando aquellos de Latwii están hablando esta noche, aquellos de Hatonn están especialmente cerca de aquel conocido como R y se alegran de reafirmar a aquel conocido como R sobre su presencia y su amor. Esto también es cierto para todos los demás dentro de este círculo de búsqueda. Sin embargo, es por la llamada de aquel conocido como R que se brinda un cuidado especial para aumentar y energizar la expresión de amor dentro de las energías de aquellos de Hatonn.

Encontramos que entre su gente la palabra «humildad» ha pasado por el mismo tipo de desperdicio a causa del uso excesivo que ha sufrido la palabra «amor», de tal manera que podemos pronunciar la palabra humildad y se asume que todos saben de qué hablamos. Sin embargo su significado se ha perdido y dispersado por las suposiciones que rodean la cualidad de la humildad.

El significado de la palabra es «mansedumbre o no aferrar al yo un sentido de privilegio o importancia» [1]. Ha llegado a significar la cualidad de tener baja auto estima o de ser incapaz de pararse por sí mismo, y estos no son significados que quisiéramos se infieran cuando usamos la palabra humildad.

No es necesario ser humilde a fin de avanzar espiritualmente. La cualidad de humildad es una cualidad que es incrementada por las mismas energías que crean en el buscador maduro espiritualmente, la conciencia de que él es el Creador. Y aún cuando esto parece una paradoja, ambas conciencias son dos lados de una misma moneda.

Si una entidad está consciente de la cualidad de Creación que ha encontrado en el centro mismo de las profundidades de su corazón, está consciente de que esta cualidad de Creación o ser parte del principio creativo es específicamente aquella que no pertenece al yo superficial. Fiel a la tarea dispuesta ante ella de conocer el yo y aceptarse a sí misma, ella habrá necesaria y automáticamente obtenido una genuina humildad. Porque ha experimentado el estado del pequeño «yo», el ego mismo, volviéndose transparente ante el poder del amor incondicional cuando fluye a través suyo.

Podríamos decir que mientras un buscador se conoce a sí mismo más profunda y completamente, se vuelve más humilde. Mientras esto es cierto, esto no quiere decir que la humildad viene como resultado de ver lo peor de sí mismo y estar arrepentido de que existan dentro de sí tantas cualidades aparentemente erróneas. Más bien la humildad viene cuando uno se vuelve cada vez más consciente del verdadero valor del yo, porque aquel verdadero valor radica en volverse un instrumento cada vez mejor sintonizado para que el espíritu lo ejecute.

Asimismo, no hay una pizca o un ápice de auto-abnegación o baja auto estima, como este instrumento diría, dentro de la verdadera humildad. Porque la humildad no es una humildad que provenga de una conciencia de ser una entidad infinitamente proclive a los errores. La humildad es producto de volverse consciente del gran valor del yo, tan proclive a los errores como sea el yo.

Siempre se piensa que la humildad tiene lugar en una porción baja del yo. Sin embargo, no creemos que sea así. Si uno observa el funcionamiento del caparazón de la personalidad o el ego del yo, se puede ver que si hay una baja auto estima, también existe una tendencia a responder a este sentimiento de las carencias del yo defendiéndose en contra de quién note estas carencias, o incluso creando un personaje o máscara que compense estos sentimientos, de tal manera que esto tiene como resultado una apariencia de egolatría u orgullo.

Comenzamos esta sesión de trabajo diciendo que ofrecíamos nuestra humilde opinión, pero nosotros no decimos que nuestra opinión sea humilde porque sintamos que nuestros pensamientos no tienen valor. De hecho, hemos elegido compartir nuestros pensamientos con grupos tales como este, precisamente porque sentimos que tenemos este don de ofrecer a aquellos que están buscando, formas de acelerar su ritmo de evolución espiritual. Incluso podríamos decir que nos enorgullecemos de nuestra habilidad de comunicar.

Nuestros pensamientos son humildes porque sabemos que somos mensajeros. Estamos plenamente conscientes de que la virtud de lo que tenemos que decir viene a manifestarse a través de nosotros y a través de este instrumento. Nosotros, como este instrumento, somos instrumentos a través de los cuales el espíritu puede ejecutar. Y nuestro único deseo es sintonizarnos a nosotros mismos de tal manera que podamos ser transparentes ante el amor y la luz de los pensamientos y energías que vienen a través de nosotros cuando tenemos la consulta que ustedes han manifestado y las energías tácitas del grupo que apoya y que giran en torno a esta pregunta dentro de nuestras conciencias.

Hay épocas dentro de la vida del buscador que son más capaces de contener una verdadera humildad que otras. En el comienzo del proceso de búsqueda, ya sea que ocurra en la juventud o más tarde en la vida, existe la necesidad de aferrarse a energías transformadoras. Este instrumento llamaría a este proceso «individualización» [2]. Y dentro de la individualización, es menos probable que sobresalga la humildad. Existe la necesidad de moverse desde donde uno se ha puesto cómodo, si no particularmente complacido, dentro de lo desconocido.

Las energías que acompañan este movimiento, digamos, fuera de la «caja» cultural, fuera del medioambiente cultural, hacia un lugar de honestidad, integridad y humanidad en el sentido metafísico, pueden ser tumultuosas y substancialmente incómodas. En consecuencia, a menudo sucede que mientras más joven el buscador, si existe el sentimiento de humildad, puede contener más de aquellas interferencias tóxicas de una baja auto-estima.

En consecuencia, en aquella etapa del camino espiritual, nosotros no recomendamos que se busque esta energía. Más bien se recomienda que exista una búsqueda de cualidades tales como la persistencia y la paciencia, porque la tenacidad sola mueve al buscador a través de aquellos momentos de transformación cuando no se sabe nada y el panorama es confuso.

Piense en la noche oscura del alma con toda la imaginería de oscuridad y sufrimiento que la acompaña. Es tal vez un momento cuando las cualidades de extrema-conciencia y determinación están en el límite de las configuraciones deseables para la mente mientras navega aquellos oscuros misterios de lo desconocido. También debe recordarse en este sentido que la búsqueda espiritual, a diferencia de la concepción popular de ella en vuestra cultura, es un proceso difícil, duro y turbulento que este instrumento a menudo a comparado con un campamento militar.

Moverse desde un medioambientes en el que hay mucho movimiento físico a un medioambiente de lo espiritual en el que no hay movimiento físico o gasto externo de energía en lo absoluto, sino más bien el moverse dentro del sistema de grandes cuevas y grutas en las que hay completa oscuridad, en muchos casos, con el fin de encontrar un tipo completamente diferente de movimiento y un movimiento que es de naturaleza metafísica, es poner al yo dentro de un medioambiente que puede parecer uno que, cuando viene la iluminación, llega casi brutal, explosiva o abruptamente.

No siempre sucede que este proceso de conocer al yo de una manera diferente tenga estas cualidades. Ciertamente, para algunas entidades existe un sentimiento más suave, más sosegado y gentil a la apertura interior. Aunque para la mayoría, estos momentos de transformación parecen menos que cómodos, a pesar de todo el buscador todavía es atraído interminablemente dentro de aquella oscuridad en la cual el misterio que se busca puede ser experimentado en formas demasiado profundas para expresarlo en palabras.

Sin embargo, una vez que el buscador ha pasado esta oleada inicial de energía que se necesita para moverse dentro del medioambiente para un trabajo espiritual mayor y lejos del encantamiento del mundo físico, la dislocación se vuelve menor. Porque ahora es la experiencia la que está detrás de uno y cuando el buscador alcanza otro punto de curvas y cambio del centro de gravedad, sabe que la noche oscura está tras de él. Y aún cuando puede haber una conciencia tan completa de la incomodidad de estos tiempos, existe el conocimiento de que ha sobrevivido a la noche y ha visto el amanecer anteriormente, y de la misma forma lo hará de nuevo.

Existe aquel nivel de confianza en sí mismo y en el proceso, que falta la primera vez. Y para el buscador espiritual que está madurando llega un momento cuando, de hecho, es bueno invocar la humildad. Es fácil, cuando uno comienza a experimentar el deleite del camino espiritual, comenzar a sentir que de alguna manera uno ha hecho esto todo por sí mismo. Surgen energías de orgullo y de privilegio.

Este instrumento a menudo ha oído el sentimiento de buscadores espirituales que es algo como: «Todo lo que deseo hacer es la voluntad del Creador; en consecuencia, se me debiera apoyar. Porque esto es mucho más valioso que vivir la vida de trabajo y pagar las cuentas».

Cuando esos pensamientos destellan en la mente, es bueno invocar la humildad. Porque al caminar el sendero espiritual no existe privilegio. Sólo existe la oportunidad de hacer uso del tiempo asignado. Previamente, antes de que ocurra el despertar en un buscador, él tal vez ha ignorado ampliamente la creación a su alrededor. Al enfocarse en aquellas cosas que le son significativas, tal vez no ha visto que es una parte de la naturaleza o de la humanidad o la creación. Sus momentos han sido gastados con una magnífica falta de aprecio por su rareza.

Cuando un buscador comienza a despertar, comienza a volverse conciente del opulento don del tiempo en encarnación. Cada momento presente se convierte en una oportunidad para su propia conciencia. Y es algo apasionante comenzar a hacerse responsable por aquellos momentos que aquel conocido como Rick llamó el precioso presente [3].

A través de este instrumento hemos hablado antes del efecto duplicador de realizar la elección de polaridad y luego repetir esa elección. Cada elección que se realiza duplica la fuerza de aquella primera decisión, de tal manera que pronto uno se vuelve una entidad mucho más poderosa y mágica de lo que era antes, a través del simple proceso de ser consistente con esa elección.

De manera similar, cuando uno elige investirse con la responsabilidad de estar conciente del presente y de venir a ese momento presente completamente como una entidad de amor y luz buscando al único Creador, buscando ser de ayuda en ese momento, la consistencia con la que es capaz de poner atención duplica y redobla y redobla la fortaleza de su conciencia, hasta que muy pronto ese buscador es mucho más poderoso, mágico, conectado a tierra de lo que era antes.

Cuando uno se está aproximando a la vida espiritual de una vida en este sentido, no es problema volverse orgulloso. Sin embargo no siempre sucede que el buscador tenga este nivel de conciencia y esta dedicación de tomar responsabilidad por el momento presente. Es fácil comenzar a ir a la deriva, como ha dicho aquel conocido como R, «a permanecer en la superficie y a deslizarse a lo largo de la superficie misma de las aguas de la conciencia», notando sincronismos, viendo el grandioso diseño de búsqueda espiritual, y teniendo apenas el entendimiento para moverse más allá del misterio y dentro de un falso sentido del mundo en el cual todo significa algo y existe una explicación para cada coincidencia.

No estamos diciendo que lo opuesto sea cierto. Más bien estamos diciendo, como dijo antes este instrumento hoy día, que a veces una coincidencia es sólo una coincidencia. Cuando uno comienza a demandar que cada coincidencia tenga un significado, es momento de invocar la humildad. Porque no es el propósito de la búsqueda espiritual comprobar el conocimiento o volverse una entidad que sabe las respuestas. La búsqueda espiritual más bien es un proceso que profundiza el aprecio que uno tiene al misterio permanente y sobrecogedor del único infinito Creador. Es un proceso que profundiza la habilidad de disfrutar que uno tiene, no simplemente tolerar las muchas paradojas que uno encuentra dentro de la búsqueda espiritual.

De esta manera, ya que ustedes están guiados hacia un gran inconsciente, eso es, una conciencia de que nada se sabe y de que todo existe por fe, hay una tendencia natural a volverse cada vez más verdaderamente humilde.

Es bueno doblar las rodillas ante el Señor, como este instrumento ha dicho de vez en cuando. Sin embargo, aquella postura de humildad no es la postura de alguien que se siente poco valioso. Más bien es la postura de quien apenas puede sondear el infinito misterio del único Creador.

Cuando este instrumento piensa en esa postura, tiene una tendencia a pensar en el momento cuando un hombre enamorado dobla sus rodillas ante la amada y le pide el privilegio de volverse su compañero en la vida. Hay una reverencia, incluso un sobrecogimiento, por la profundidad de la circunstancia que motiva ese acto de doblar las rodillas ante la amada. Y ese es el mismo tipo de energía que la humildad puede traer al buscador frente al Único infinito-no que el buscador sea menos, sino que aquella alegría y la maravilla de poder compartir la vida con el ser amado es un privilegio increíble.

Sería nuestra observación que no hay momento dentro de la vida de un buscador, dentro de una encarnación en tercera densidad, en que esté completamente seguro de los estragos del orgullo y la arrogancia. Estos momentos de tentación se ofrecerán mientras las lecciones encarnacionales se desarrollen a sí mismas a través de la encarnación. Uno no puede simplemente asumir entonces, porque uno es en su mayoría realmente humilde, uno es humilde dentro de este momento particular.

De la misma manera, siempre es útil mantener esa conciencia de sí mismo que pone una señal de alerta cuando uno está teniendo un momento de orgullo o cuando uno se ha tomado la arrogancia para sí, de saber la respuesta de otro.

Sin embargo sentimos que cuando el viaje espiritual avanza y el espíritu interior se vuelve más maduro dentro del buscador, el peligro de falta de humildad se desvanece. No desaparece, pero se vuelve más claro para uno, cuando uno se adelanta, cuando se ha salido del rayo de amor y luz y servicio a los otros y se ha vuelto a involucrar dentro de sí mismo una vez más.

Es interesante cómo aquellos que escuchan palabras sabias, escuchan más que las palabras. Asimismo, parte de mejorar el servicio de uno hacia los otros es vigilarse a sí mismo y retirarse de la arrogancia y el orgullo cuando uno siente o ve que ha comenzado a extralimitarse en el servicio ofrecido. Porque aquellos a quienes habla, escucharán no sólo las palabras sino también la energía con que se ofrecen esas palabras.

(Termina lado uno de la cinta)

(Carla canalizando)

Aquellas palabras, entonces, realmente aumentarán su eficacia como recurso para aquellos a quienes ustedes están ofreciendo su servicio si el aliento que las lleva contiene aquella claridad que viene de la verdadera humildad y el conocimiento de que el servicio viene a través de uno y nunca desde uno.

Como lo hacemos tan a menudo, concluimos la discusión de esta pregunta tan interesante notando las ventajas de una inmersión diaria en el silencio. Eso es parte de ser humilde ante el Único infinito, aquella voluntad de detener aquel proceso superficial de vivir y darse el tiempo para escuchar al Amado que habla en aquel silencio, en pensamientos demasiado profundos para las palabras.

Somos aquellos de Q’uo, y preguntaríamos si hay una continuación a esta pregunta.

G1: No, no a la pregunta principal Q’uo.

Agradecemos a aquel conocido como G1 y entonces preguntaríamos si hay otra pregunta en este momento.

G1: Q’uo, en la serie La Ley de Uno, Ra dice que la entidad orientada positivamente estará «transmutando fuerte energía sexual de rayo-rojo en transferencias de energía de rayo-verde» [4]. ¿Se logra esta transmutación de energía de rayo-rojo hacia energía de rayo-verde como una función de intento consciente o una fuerte inclinación sub-consciente? ¿Si se logra por intento consciente, cómo puede la entidad intentar conscientemente transmutar el deseo sexual en amor incondicional?

Somos aquellos de Q’uo y creemos que entendemos su pregunta, mi hermano. La transmutación de energía sexual de rayo-rojo en energía de rayo-verde casi siempre contiene elementos de intención. La energía no es un don dado con un conjunto de instrucciones. No hay instrucción más allá de la inserción de la naturaleza de la lengüeta A en la ranura B.

En algunas personalidades, la apertura del corazón es tal que aquella personalidad particular es casi incapaz de expresarse sin el aspecto del rayo-verde. Sin embargo este no es el caso de la mayoría de las entidades que se involucran en una unión sexual. Debe recordarse que vuestras experiencias sexuales presentes tienen pesados revestimientos culturales que exhortan que el valor de la sexualidad permanezca firmemente en el rayo rojo.

Vuestros medios masivos están llenos de avisos comerciales de las glorias de la lujuria, las bellezas de la juventud, y la concepción más superficial que sea posible del intercambio de energía sexual. Más aún, están los inevitables conflictos que surgen cuando uno intenta profundizar una relación que es sexual. Las tendencias para una desigualdad de afecto son considerables. Las tendencias para una desigualdad de deseo con relación a cuán profundo se desea que vaya la relación también son aquellas que tienden hacia una desigualdad. Es raro que dos entidades quieran precisamente la misma cosa en términos de qué tan profunda debe ir la relación, qué compromisos se hacen uno al otro, y así en adelante. Estas cosas tienden a ser notablemente desiguales y desajustadas. En consecuencia, el progreso a través de expresiones de sexualidad de rayo-rojo, rayo-naranja, y de rayo-amarillo hacia el corazón abierto de rayo verde casi siempre involucra una decisión de disponer la intención para hacer que eso ocurra.

No estamos diciendo que sea necesario volverse igualmente comprometido o perfectamente coincidente con el fin de que se abra el corazón. Estamos diciendo que hay caminos de obstáculos en los cuales los obstáculos yacen densamente en el terreno que hay entre la transferencia de energía de rayo-rojo y la de rayo-verde. La necesidad de poseer y la necesidad de ser poseído debe ser balanceada. Las expectativas que tienen el uno del otro deben pasar por aquel período de comunicación hasta que haya un entendimiento.

Estos no son procesos breves o simples. Toman tiempo, energía y un deseo continuo de hacer de aquello que es terrenal y aparentemente sin el Creador, aquello que no es sólo terrenal sino también celestial, no sólo del cuerpo sino también del espíritu y del único Creador infinito.

Hay ocasiones en que existen brillantes atajos hacia el intercambio de energía sexual de rayo-verde; ocasiones en que, por cualesquiera combinación de razones, está perfectamente claro que el sexo es un intercambio compartido de energías entre dos corazones y en que todos pueden yacer abiertos e indefensos. Es en este valiente corazón abierto donde puede tener lugar un intercambio. Sin embargo, en el caso típico de la experiencia humana, diríamos que sin la intención y sin hacer el trabajo para ver las energías que están interviniendo entre el rayo rojo y el corazón abierto, el intercambio de energía de rayo-verde no será una ocurrencia común. Sin embargo es ciertamente una energía que está abierta a todos sin importar sus distorsiones o sus temores.

¿Podemos contestarle más, mi hermano? Somos aquellos de Q’uo.

G1: No sobre esa pregunta, gracias, Q’uo.

Le agradecemos, mi hermano. Preguntaríamos si hay otra pregunta en este momento. Somos aquellos de Q’uo.

G1: Q’uo, aquí hay una pregunta de G2, quien dice: «¡Tuve una experiencia tan conmovedora durante la inauguración de Barack Obama! Todas las cosas que deseábamos para un mundo nuevo parecen haberse manifestado-amor, aceptación, etc. Había una energía inusual. Me gustaría oír de Q’uo qué tal fue su experiencia desde su punto de vista. ¿Existió un cambio trascendental, una aceleración de nuestro progreso espiritual? Hubo tanto llanto de alegría y alivio para mí».

Somos aquellos de Q’uo, y agradecemos a aquel conocido como G2 por su pregunta. Mi hermano, el momento de aquella institución de aquel conocido como Barack en la oficina de la presidencia de vuestro país fue un momento en el cual el chacra del corazón de su planeta se abrió. Fue un momento poderoso y muy real de la conciencia de posibilidad infinita.

No podemos decir, mi hermano, que a causa de este momento hubo un salto hacia adelante en el nivel de vibración planetario, porque como usted ha notado, mi hermano, las energías que deflectan y confunden las energías de amor incondicional no se sanaron y se fueron de su escena mundial. Como este instrumento diría, continuó meneándose, independientemente de aquel momento de apertura de corazón planetaria.

Sin embargo, cuando ocurre un momento como ese, que involucra al cuerpo de la humanidad como lo hizo este momento, ese recuerdo se mantiene. Y ese recuerdo puede ser recordado e invocado por el yo o por el cuerpo de la humanidad si ese cuerpo lo elige así. Sabemos que, individualmente, muchos han estado recordando e invocando aquel momento de apertura de corazón una y otra vez nuevamente desde el día de la inauguración. Sabemos que hay grupos que han invocado y recordado aquel momento cuando se sientan en meditación de grupo para el planeta y su gente. Lo que no hemos visto aún, pero lo que siempre es posible ver, son más ocasiones en que el cuerpo planetario de la tribu de la humanidad recuerde e invoque aquella apertura de corazón una vez más.

¿Podemos contestarle más, mi hermano?

G1: No, eso fue todo con la pregunta de G2, gracias.

Agradecemos a aquel conocido como G2. Entonces preguntaríamos si hay una pregunta final en este momento. Somos aquellos de Q’uo.

A: Yo tengo una. ¿Q’uo, podría discutir el fenómeno que nosotros llamamos aquí «el calentamiento global», desde la perspectiva de la evolución espiritual de la humanidad, ya sea en el contexto del tiempo/espacio de las próximas varias décadas o en cualquier contexto de tiempo/espacio mayor de siglos o aún más tiempo, para el que usted sienta que podríamos ser receptivos para oír?

Somos aquellos de Q’uo, y estamos al tanto de su pregunta, mi hermano. Aquello que ocurre en el plano físico dentro de un cuerpo humano generalmente ocurre porque no se ha llegado a comprender, no se ha visto completamente, y ciertamente no se ha tomado dentro de la conciencia de uno someterlo a las energías de la solución dentro de la parte mental y emocional del humano. En consecuencia, cuando las entidades se enferman a menudo es resultado de desequilibrios y distorsiones dentro del cuerpo energético que han sido ignorados o no han sido identificados.

Lo mismo es cierto para el cuerpo viviente de su planeta. La situación no es particularmente simple, porque vuestro planeta está poblado por varias poblaciones planetarias de otros lugares en los cuales existía una tóxica falta de aprecio por sus planetas de origen y un conjunto de acciones que, en total, crearon en sus planetas un ambiente inhabitable para que funcionara la tercera-densidad. En consecuencia, ustedes tienen ingresando dentro del plano terrestre de su planeta un gran número de entidades que han sido incapaces de comprender la necesidad de paz interior y armonía con otros. Y ustedes en cambio han resuelto los problemas observados invocando energías de agresión y la destrucción de otros.

Hablamos no solo de la obvia destrucción física de otros que existe en la guerra, sino también las menos obvias pero sin embargo mortíferas energías que infligiría una entidad sobre otra, un poder sobre otro, un juicio sobre otro. En el concepto del karma existe incrustado el concepto de la continuación, o el inevitable movimiento hacia delante de una cosa el cual es la inercia. Aquello que es, tiende a continuar siendo lo que es.

Las energías que crearon destrucción en otra parte, permanecen retenidas dentro de las partes más profundas de las raíces de la conciencia. Y aquella solución agresiva y destructiva una vez más parece ser una elección válida, incluso una opción necesaria. Una vez más se requiere una energía de respuesta para detener la energía de aquel karma, y entre vuestras gentes aquella energía a menudo no ha sido vista como algo bueno.

Una y otra vez aquellas energías de respuesta de cooperación, harmonización y comunicación han comenzado a tomar fuerza entre vuestras gentes, sólo para ser enterradas bajo el tacón de aquella sed de imperio que engendra la agresión de unas naciones-estados contra otras y la agresión de unas entidades contra otras.

Todo este acaloramiento de agresión y destrucción ha sido empujado a la profundidad de la tierra sobre la cual vuestros pies están parados. Y la tierra ha comenzado a expresarlo, de la misma forma que el cuerpo de este instrumento recientemente estaba cubierto de una erupción cutánea mientras su cuerpo intentaba botar las toxinas de una sustancia a la cual era alérgica.

Aún cuando ciertamente existen explicaciones racionales, científicas, para varios aspectos del calentamiento global, hablando espiritualmente, la parte interesante y decidora de este fenómeno se guarda dentro de las energías de vuestra gente. Entonces, todo intento que hagan las personas o grupos de personas para enviar amor dentro de la energía de la tierra, para enviar paz a la energía de la tierra y así en adelante, es un esfuerzo bien hecho, y también eficaz.

De la misma manera que las energías de calor se han movido dentro de la entidad planetaria que es su Tierra, también las energías de la cooperación, amor, unidad, entendimiento y comunicación pueden ayudar inmensamente. También notaríamos en este sentido que muchos de aquellos que han logrado graduarse desde vuestra tercera densidad en este momento, dentro de los últimos treinta de vuestros años, han comenzado a retornar como aquellos que han visto claramente este patrón y cuyos corazones han salido al planeta en sí. Muchos de aquellos que ustedes llaman los «niños índigo» son aquellos que están tal vez más enfocados en sanar la Tierra que llevar a la población como un todo a la graduación.

No es que ellos sientan que la Tierra deba ser limpiada antes que puedan continuar. Es que ellos ven este residuo kármico y desean satisfacer ese karma con las energías equilibrantes del amor y el afecto por el planeta, que remuevan al individuo para siempre de la rueda de aquel karma particular.

¿Podemos contestarle más, mi hermano? Somos aquellos de Q’uo.

A: Estoy bien, Q’uo.

Le agradecemos, mi hermano. Somos aquellos de Q’uo y, encontrando una disminución de la energía de este instrumento, en este momento nos iríamos de este instrumento y este grupo. Ha sido un placer puro ser parte de vuestro círculo de búsqueda esta noche. Les agradecemos por la belleza de vuestras auras y por la humildad con la cual han dispuesto del tiempo para buscar la verdad. Somos conocidos para ustedes como el principio de Q’uo. Los dejamos en el amor y en la luz del único infinito Creador, cuyos servidores somos. Adonai, mis amigos. Adonai.

 

[1] Eso es bastante cercano a la definición de www.dictionary.com, que es: «La cualidad o condición de ser humilde; una opinión o estimación modesta de la propia importancia de uno, su rango, etc».

[2] Individualización: la condición de estar individualizado; existencia individual; individualidad. Sin embargo, creo que el uso de la palabra por el grupo de Q’uo tiene más en común con el uso de la palabra por Carl Jung: «La integración y unificación gradual del yo a través de la resolución de capas sucesivas de conflicto psicológico».

[3] Rick Pitino, en una charla de motivación dijo, «El precioso presente pone la vida en su forma más simple. Todos debiéramos seguir su mensaje y vivir la vida en el maravilloso estado que el precioso presente nos otorga a cada uno de nosotros. Leo esto a todos mis equipos antes de comenzar el primer día de práctica». Pitino está citando aquí del libro de Spencer Johnson de ese título.

[4] La Ley de Uno, Libro II, Sesión 54, Mayo 29, 1981: «La entidad negativa usará los tres centros inferiores para separación de, y control sobre los demás por medios sexuales, por argumentación personal, y por medio de la acción en vuestras sociedades. En sentido contrario, la entidad orientada positivamente estará transmutando fuerte energía sexual de rayo-rojo hacia transferencias de energía de rayo-verde y la radiación en el azul y el índigo de manera similar estarán transmutando individualismo y su lugar en la sociedad en situaciones de transferencia de energía en las cuales la entidad se pueda combinar con, y servir a otros y entonces finalmente, radiar sobre otros sin esperar ninguna transferencia a cambio».

  Skip Navigation LinksL/L Research Library Transcripts - Table of Contents 2009 - Español Abril 25, 2009

Copyright © 2017 L/L Research